Prado Esteban y unas estadísticas contrastadas

Visitaba yo sin malas intenciones un blog de María del Prado Esteban, otra de las ideólogas de la Revolución Integral, especializada al parecer en cuestiones de la mujer, que tiene un libro a medias con el gran FRM. Y ahí encontré este artículo:

http://prdlibre.blogspot.com.es/2013/12/la-huida-del-dolor-como-huida-de-la-vida.html

No es que sea muy distinto al resto de lo que se publica en el blog: afirmaciones apocalípticopreregrinas sacadas del páncreas, formando una albóndiga intelectual difícilmente atacable. Pero este artículo tiene algo especial: MPE da cifras. Números. Con
varios decimales. Sorprendente y sospechoso. Es llamativa la siguiente afirmación (al principio del artículo, en el segundo párrafo):

Según la Encuesta Nacional de Salud del Ministerio de Sanidad y Consumo, la depresión femenina pasó del 6,58% al 20,49% entre 2003 y 2006. Quiere decir esto que el número de enfermas psíquicas se triplicó en solo tres años, años que son, además, los de las grandes campañas institucionales a favor de la mujer y la creación
del primer Ministerio de Igualdad.

Tremendo ¿verdad? El porcentaje de mujeres con depresión crece en España un 311% en sólo 3 años. Más de una 1 de cada 5 mujeres españolas tiene depresíón. Apocalíptico. Además, MPE apunta una relación con las campañas del gobierno por la igualdad. Sin duda, datos devastadores. Pero… ¿alguien puede creerse algo así? Pues… sí.

Entre los comentarios al artículo:

MAMADOC: Excelentes reflexiones.

Anónimo: Un artículo potentísimo.

Piedra (El Hombre que se Cree Cualquier Cosa): La solución oficial para este mundo horrible, no es eliminar sus disparates, sino encontrar drogas que nos permitan soportarlo

Patri Trunch: Muy buen artículo.

Después de leer la encuesta, se ve que los datos están mal. Al parecer (aunque los números no son exactos), MPE compara los
datos de depresión de 2003 con los datos combinados de depresión, ansiedad y otras enfermedades para 2006. Así le sale este
crecimiento absurdo que a cualquier persona razonable le debería mover las cejas.

Y empieza el show.

  • En lugar de decir esto directamente prefiero preguntar a MPE su opinión sobre el hecho de que en 2012 las cifras de depresión sean del 9.3%.
  • MPE me responde. Con perlitas como:

    “[…]las estadísticas pueden verse desde muchos prismas[…]”

    “[…]En la medida que quien nombra eso es el Estado y sus funcionarios, ellos mismos pueden hacer subir o bajar las estadísticas a su antojo, basta con cambiar los parámetros o cambiar el nombre.”

    Todo esto, envuelto en 320 palabras irrelevantes para el asunto en cuestión: Las estadísticas sólo son útiles si me dan la razón. Si no, son interpretables y (faltaría más) manipuladas. Típico, típico.

  • Yo le contesto echándole en cara esa actitud. Le explico cual es el error (la acumulación de depresión con ansiedad), y le
    pido que corrija el artículo para no engañar a la gente.
  • MPE admite el error. Dice que lo “había tomado de la prensa diaria” y lo “consideró contrastado”. Y luego dice que esto es sólo un detallito sin importancia en su artículo. Un apocalipsis psiquiátrico sin importancia.
  • Yo le pido su referencia a la prensa. E insisto en que propaga una falsedad cuando dice que se triplica la depresión, y que debe corregir el artículo.
  • MPE da por corregido el artículo “en esta nota” (ya que según ella la FALSA multiplicación por 3 “NO ES EXACTA”), manteniendo el artículo principal con SU MENTIRA MONUMENTAL. Insiste en que eso no cambia nada importante para el artículo (cosa que es ridícula pero que a mí me da igual).

Muy bien. MPE decide, conscientemente y de forma voluntaria, mantener una TROLA GIGANTESCA para que la lea la gente. La corrección, enterrada 17 comentarios más abajo. Ante esto, yo respondo. ¿El resultado? HACHAZO. Este, mi comentario, nunca aparece en el blog:

Dice uste que “no es exacto”, cuando sería mas apropiado decir que “es totalmente falso”. Decir eso, y corregir en un comentario un dato falso tan tremendo me parece, siento decirlo, profundamentedeshonesto.

Y especialmente cuando, en este mismo artículo, se lee “Por otro lado, la defensa de la verdad requiere de una enorme dosis de valentía y desprecio por la tranquilidad y el propio bienestar. “. Sin embargo, no sé si por imagen, actúa usted como un político cuando se niega a aceptar la envergadura del error y corregirlo claramente, para evitar llevar a error a quien lea el artículo pero no los comentarios.

Ante la no publicación de mi comentario, consulto por correo electrónico con la autora, que escribe un nuevo comentario en el
que dice:

En cuanto a la moderación de comentarios mi criterio es que cuando se ha expuesto una opinión y tal ha quedado suficientemente recogida serán limitados los comentarios hechos por las mismas personas que ya
han intervenido, que versan sobre el mismo asunto y no aportan ya nada novedoso a las cuestiones tratadas.

JA, señora Estaban, JA. Mi comentario llamaba por su nombre a su MENTIRA de que el dato “no es exacto”. Su política de moderación es mucho más sencilla: borrar aquellos que la hagan quedar como lo que es delante de su parroquia. No vaya a ser que pierda alguna venta de su libro.

¿Y tienen algo que decir los parroquianos? Pues sí, algo que decir, aunque poquita cosa. Un par de comentarios un tanto
ridículos de una tal Alex Cosma. También la censura de una de mis respuestas a este tipo (¿ya me estaba repitiendo, MPE? ¿sí?).

Y eso es lo peor del asunto. Porque friquis los hay muchos, pero… ¿qué les pasa a los que siguen a esta? ¿Una persona que
saca información “de la prensa diaria” y que “la considera contrastada”? ¿Aunque esa información sea totalmente INCREIBLE? ¿Y luego la divulga? ¿Y cuando le dicen que es MENTIRA no quiere hacer una simple corrección para que no se note que NO SE ENTERA de nada, o peor, que es una MENTIROSA?

¿Una persona, que a pesar de esta demostración de doble, farda de una búsqueda a ultranza de la verdad, con los sacrificios que ello implique, y en contra de un sistema que intentan impedirselo?

La renuncia a la conciencia del mundo, a la verdad de lo real. El esfuerzo por acercarse a la verdad de las cosas es amargo porque implica un trabajo ímprobo, a veces sobrehumano por superar las barreras descomunales que el sistema pone. La victoria sobre la mentira y el error ni es fácil ni es cómoda, es dura y sufriente, nos
condena a vivir en la conciencia de nuestras limitaciones y, a menudo, en la incertidumbre y en la duda. Por otro lado, la defensa de la verdad requiere de una enorme dosis de valentía y desprecio por la
tranquilidad y el propio bienestar. Hoy, en la sociedad de la mentira obligatoria, quienes luchan por la verdad están condenados al ostracismo, la persecución, el oprobio y las humillaciones sin límites. Quien desee, pues, acercarse a la realidad del mundo, tomar conciencia de la verdad de las cosas ha de aceptar el dolor que lo
acompaña

(No señora no, la mentira es usted)

¿Una persona asi, puede firmar un libro que se subtitula “Recuperando la historia”? ¿Recuperándola como? ¿Con recortes
escogidos de la prensa diaria? ¿Escondiendo los errorcillos y mentirijillas lo mejor que pueda? ¿Pero como puede tener
audiencia esto? Menos mal, señores, menos mal, que este nicho lo han cogido gente que no es especialmente capaz. Porque como un día llegue un flautista que realmente sepa lo que se hace, no como estos FRM y MPE, se los lleva de calle a donde quiera.

Ya para terminar, publica ahora MPE otro artículo, contando una anecdotilla de una mujer con depresión y ansiedad, porque claro (dice ella):

Aunque nos esforzamos por documentar los procesos sociales que estamos viviendo no cabe duda de que las estadísticas (fabricadas, por cierto, siempre por el Estado) no pueden medir los parámetros de una realidad que supera las cifras

No, señora, no. Esto no es “documentar un proceso social”. Esto usted no lo ha hecho en su vida. Y cuando lo hace usa
estadísticas de la “prensa diaria”. Y si son buenas para usted, valen. Y si no, pues no. Allá usted con su conciencia, si le
queda. Siga luchando por la “verdad relativa”, y autoconstruyéndose para el futuro.

Como ya he dicho tantas veces, pero es que me sale del alma: menos mal que no tendrá usted, nunca, ni una brizna de poder en sus manos.

Anuncios

17 comentarios

  1. zetetic1500

    Por el contrario, hasta que no resuelvas esto no avanzamos en nada tal ya has dicho en otros de tus posts.

  2. Y sigues con lo de science. ¿De verdad que no has encontrado nada mejor en todos estos meses, después de cientos de miles de palabras cruzadas?
    ¿Tienes algún interés en hablar conmigo de algo?

  3. zetetic1500

    XD, es de risa:

    “No sé cual será su definición de “probar” algo, pero desde luego con sus métodos parece difícil conseguirlo. Las afirmaciones del estilo “están peor sicológicamente que sus madres” no dicen nada porque no significan nada. Y luego cuando intentan “apoyarlas” con datos les pasa esto: que hacen el ridículo.”

    ¿A qué no se te hacen similares o peores a tu charltanería?

    “Ya le he dicho de donde saco que Benveniste cometió fraude. El artículo en science. Hace como si no se lo hubiera dicho, y lo da por desmentido. ¿Entonces para qué pregunta? Y de paso sigue con lo del “culto”. ¿Ad hominem? JA.”

    Mas información de este sujeto aquí.

  4. Pero es que aquí la cuestión es mucho, mucho más sencilla. Aquí la cuestión es que la señora Esteban, cuando cree que un dato estadístico favorece su tesis, lo cita de la forma más natural del mundo. Lo da por bueno, y le da poder para identificar y explicar la realidad.

    Pero cuando descubre que el dato que cita es falso, entonces el dato real no significa nada, y no tiene ninguna capacidad para interpretar la realidad. Así se construye uno la realidad que le da la gana: primero decidimos qué realidad queremos, luego todos los datos que apoyan nuestra invención, los citamos, y el resto, los ignoramos. Perfecto y maravilloso.

    Me da igual que la fuente sea la prensa, un factoide o una mierda. La cuestión es que al principio era bueno, luego era malo. Y esto lo hace una señora que escribe y vende un libro que se subtitula “Recuperando la historia”. ¿Cómo se puede “recuperar” la historia con esos “métodos”? Impostura intelectual de la peor calaña. Basura.

    Respecto al tema de fondo, supongo que usted se cuenta dentro de las filas de los “inteligentes”, esas personas capaces de aprehender la realidad del mundo por ósmosis. No sé cual será su definición de “probar” algo, pero desde luego con sus métodos parece difícil conseguirlo. Las afirmaciones del estilo “están peor sicológicamente que sus madres” no dicen nada porque no significan nada. Y luego cuando intentan “apoyarlas” con datos les pasa esto: que hacen el ridículo.

  5. Alucino con la enconada polémica. MPE escribe bien, enfoca bien, aporta bastante. Ciertamente no tiene lo que hay que tener para no introducir recortes de prensa con FACTOIDES y rectificar y atender correcciones. Ahora bien, esto no da la razón a quienes enfocan y opinan a sensu contrario de ella, en absoluto, porque estos, incluidas las instituciones, se valen sobre todo de factoides, en todo tiempo y lugar. El discurso feminista institucional es una inmensa cloaca llena de factoides, puedo demostrarlo. Buena cosa sería intentar que rectifiquen, pero le advierto que respondera aún con peores formas de las que ha exhibido MPE.

    Sin estadisticas también se puede describir la realidad, y la gente puede aceptar esa descripción o no. El criterio de las personas inteligentes es el que vale, a mi entender, el problema es que éstas no abundas y por tanto cualquier criterio triunfa en cuanto dispone del poder de la publicidad. Las estadísticas, en la mayoría de los casos, especialmente en la temática sociológica, no valen gran cosa, porque suelen ser el fruto de una manipulación preconcebida o post-concebida, que tanto da. ¿Existe alguna estadística de consumo femenino de antidepresivos? Esto sería más útil a este respecto. Desde mi punto de visto. sean depresivas o no, medicadas o no, las mujeres de hoy en día están mucho peor, mental y sicológicamente que lo estaban sus madres y abuelas. No necesito estadísticas y si eso es lo que quería probar MEP, a quien le sobran referencias estadísticas engañosas, grandeza para encajar las críticas, pero no le falta razón.

  6. -Y sigue con la mentira:

    “Yo no he agredido nunca a nadie, puto gilipollas. Ni he mandado nunca a nadie a hacerlo. Ni me he alegrado de que lo hagan. Tú, por el contrario, si.

    Luego no puede, insulta y dice que él no ha dicho lo anterior:

    “Yo, subnormal de mierda, digo que Piedra se alegra de que agredan a otros. Ahí tienes el texto, vuelve a leértelo.”

    Cuando antes ha dicho que “Tú, por el contrario sí” Vaya contestación al estilo Anonitrol.

    “Yo no soy amiguito de nadie que diga esas cosas, subnormal de mierda. Sigues intentando asignarme actos e intenciones por afinidades que te inventas, subnormal de mierda. Supongo que Schwarz no te hace caso y te desahogas aquí, imaginándonte que yo soy él”.

    Aunque de hecho lo hayas hecho varias veces en varios comentarios sin dejar lugar dudas. Quizá ya se te olvido tu capacidad de visión remota, o de adivinanza. Claro, pero mientras tanto acudes al victimismo y sigues adivinando que aquí me desahogo(!!!). Y omites lo que diga Schwarz aunque tú mismo seas el que dice combatir la falsedad (!!!), entonces cuando te conviene no lo haces o fabricas pruebas para que tus “amigos” (ojo, no he dicho que los tengas, por eso está entrecomillado) se tapen los ojos.

  7. Si te fijas, pedazo de subnormal de mierda, Piedra ha venido aquí a decir que tengo que ver con una policía franquista que torturaba y mataba rutinariamente. Yo no he ido a ningún sitio a decir si Piedra dice o hace nada. Simplemente he contestado a su afirmación. Yo creo que esto lo entiendes. Confío en tí.

  8. Yo, subnormal de mierda, digo que Piedra se alegra de que agredan a otros. Ahí tienes el texto, vuelve a leértelo.
    Yo no soy amiguito de nadie que diga esas cosas, subnormal de mierda. Sigues intentando asignarme actos e intenciones por afinidades que te inventas, subnormal de mierda. Supongo que Schwarz no te hace caso y te desahogas aquí, imaginándonte que yo soy él.

  9. Uy claro, Anonitrol diciendose activista y militante en pro de la verdad… pero nunca dice de cuál no vaya a ser que se den cuenta por su afinidad a Círculo Escéptico, ya ven que es bastante selectivo y no dice nada, como la imperdible de Schwarz:

    `En una etapa superior es el tipo de gente que se pone un chaleco explosivo y lo hace estallar en medio de un grupo de personas que cometen el delito de no aceptar sus supersticiones, por poner un ejemplo´

    Es una incógnita que Anonitrol se queje de los pensamientos de Piedra contra los policías, pero nunca dice nada de lo que piensa Don Schwarz. Hay algo muy raro en todo esto.

  10. Oh claro entonces tú dices primero que Piedra agrede y luego cambias la mete diciendo que se alegra de que agredan policías. Es obvio que no es lo mismo, cualquier con dos dedos de frente lo sabe. Ah, pero no dices nada de tu amiguito Ateo six,six,six,six,six,six,six que justifica que los “magufos de la homeopatía” se dividan en dos, les quiten a sus hijos y de paso se mueran por falta de atención, o que tal de tus “amiguitos” que dicen que los que acuden a la homeopatía le hacen un favor a la evolución, según ellos, puro darwinismo social.

    “Para el subnormal de mierda un insulto es una agresión, ergo yo miento cuando digo que no agredo, porque insulto.”

    Ah pero es que como primero mientes diciendo que Piedra ha agredido, luego no puedes te burlas y dices que se alegra de que les pase algo a los policías. Sabes una cosa, si eso es subnormal prefiero ser tal que un Anonitrol.

    “Por supuesto, cuando piedra me hace equivalente a la brigada político-social de Franco, el subnormal no ve nada raro, y si yo reacciono entonces es que “no puedo más”.”

    Y te falta la de fraudulento que se inventa “pruebas en Science” o que dice que lo que Randi vio es una prueba según tú. Los típicos vicios que se enseñan en cualquier organización seudoescéptico: insulta, ríe, insulta y ríe otra vez.

  11. Piedra se alegra públicamente de que agredan a policías. Y dice que se alegraría si los quemaran con cócteles molotov.
    Para el subnormal de mierda un insulto es una agresión, ergo yo miento cuando digo que no agredo, porque insulto.
    Los niveles de subnormalidad alcanzan cotas inefables.
    Por supuesto, cuando piedra me hace equivalente a la brigada político-social de Franco, el subnormal no ve nada raro, y si yo reacciono entonces es que “no puedo más”.
    Subnormal.
    De.
    Mierda.

  12. El mentiroso no puede más:

    “Yo no he agredido nunca a nadie, puto gilipollas. Ni he mandado nunca a nadie a hacerlo. Ni me he alegrado de que lo hagan.”

    Y dice que Piedra sí lo ha hecho, aunque haya un montón de citas donde el Sr. Anonitrol reconoce la agresión (insulto) en su blog, mientras que en otros blogs se pone muy Santo diciendo cosas como activista en pro de la verdad. Claro, claro.

  13. Yo no he agredido nunca a nadie, puto gilipollas. Ni he mandado nunca a nadie a hacerlo. Ni me he alegrado de que lo hagan.
    Tú, por el contrario, si.
    A vosotros si que os hace caso la gente. A mares. Hacen cola.
    El acojonamiento lo tienes tú. Porque ya te hueles que tus gurús de ahora no son más que vendedores cutres de libros sin nada real. Pero sigues intentando creer que no es así. Dime donde he difamado yo a ésta. Dime donde he hecho otra cosa que no sea poner la verdad encima de la mesa. Incapaz de hacer una pequeña corrección. Incapaz de introducir cualquier dato concreto en sus rollos sin cagarla. Porque sus conclusiones no están basadas en nada real.
    Despierta Piedra. Así a lo mejor servirás para algo algún día.

  14. Es mucho más efectivo cuando mandabais a la brigada político-social a atajar el problema, ahora nadie os hace ni puto caso por mucho que lloréis, porque en contra de lo que pensáis la gente no es gilipollas, los que más fútbol os tragáis sois vosotros mismos porque el amo Rajoy dijo que era de interés general.

    Zetetic: nada de New Age, esta gentuza jamás criticaría nada de ese estilo, de hecho lo fomentan. Esto es algo muy diferente, tanto que los tiene acojonados, hay toda una sección intentando difamar a esta señora y alguno más a los que no son capaces de comprar ni de amedrentar.

  15. No me había dado cuenta de que el artículo anterior al comentado aquí, hablando de que la ministrilla Mato propuso retirar un libro, MPE escribió lo siguiente:

    “[…]me repugna la tutela institucional que pretende librarnos de la tentación de ser sometidas negándonos el derecho a decidir qué leemos, robándonos la libertad de conciencia y liquidando la libertad de expresión.
    Como co-autora de un libro también censurado y perseguido por las corrientes feminicidas vinculadas al Ministerio de Igualdad, tengo que levantar la voz alto y claro ¡No puede perseguirse la palabra! Debe haber libertad para hablar y para escribir , para debatir y para criticar, para aplaudir y para rechazar ideas.
    Solo los fanáticos, los creyentes exaltados y sectarios en las religiones del Estado apuestan por prohibir antes que en argumentar pues no tienen argumentos ni razones solo fuerza bruta y modos policíacos.”

    Claro claro, excepto si es alguien que “ya no aporta nada novedoso a las cuestiones tratadas”. En cuyo caso A TOMAR POR CULO la libertad para hablar y escribir, para debatir y criticas, para aplaudir y rechazar ideas. Entonces, usted se vuelve fanática, exaltada y sectaria y prohibe mis objeciones para no tener que contestarlar, y quedar en el RIDÍCULO que se merece. Qué pena, señora, qué pena.

  16. Lo peor para mí es que les parecen dignas de mención cuando les favorecen, y después cuando se descubre la verdad, entonces es que están manipuladas.

  17. Totalmente de acuerdo con tu post, eso de tomar estadísticas de la prensa es un error muy frecuente y lo peor de todo es que se quejen de las estadísticas oficiales, no digo que estas sean lo mejor pero si vamos a tomar cifras hay que tomarlos de datos brutos y de las mejores fuentes disponibles. Nada le costaba corregir o aceptar el error. Algunas veces el NewAge lo único que hace es pervertir más que logar un fin benéfico.

Trolea un poco

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: